Mapa Web

jueves 17 de enero de 2019

Situación actual: Inicio Política Regional Europea → Política Regional

Política Regional

Política de Cohesión

pol cohesion1

La política de cohesión se encuentra integrada en la política regional europea, la cual crea nuevas oportunidades y reduce las divergencias de los niveles de renta entre las distintas regiones del territorio. En este sentido, la política de cohesión europea, centraliza los esfuerzos llevados a cabo por la Unión Europea, para mejorar la posición competitiva de la comunidad en su conjunto, y de sus regiones menos desarrolladas en particular. También lucha contra los problemas de falta de oportunidades en otras regiones con el fin de ayudarlas a hacer frente a la intensificación de la competencia en una economía globalizada. Actualmente una de cada cuatro regiones tiene un PIB (Producto Interior Bruto) por habitante inferior al 75% de la media de la Unión Europea.

Esta política ayuda a financiar proyectos concretos a favor de las regiones, las ciudades y sus ciudadanos. La idea se centra en crear regiones capaces de desempeñar plenamente su papel a favor de un mayor crecimiento y competitividad e intercambiar al mismo tiempo ideas y “buenas prácticas”. La política regional en su conjunto coincide con las prioridades que se fija la Unión Europea a favor del crecimiento y el empleo, y gracias a un enfoque específico se pretende aportar a las actuaciones sobre el terreno un “valor añadido”.

De la misma manera que los retos a los que se enfrentan las regiones europeas, han ido cambiando con el tiempo, también lo ha hecho la política. En efecto, en el marco de los trascendentales cambios que se han producido últimamente en el seno de la Unión Europea con motivo de su ampliación y del creciente proceso de globalización – a los que habría que sumar los retos derivados del suministro energético, el declive demográfico, el cambio climático y, más recientemente, la recesión mundial -, la política de cohesión ha ido evolucionando al mismo ritmo durante todos esos años, erigiéndose en un elemento clave de la respuesta diseñada por Europa para adaptarse a estas nuevas realidades.

Los Fondos Estructurales como principal instrumento de financiación europea, contribuyen a la realización de los 3 objetivos establecidos por la política regional de la Unión Europea. La política de cohesión se ha modernizado y dotado con una nueva estructura, que destaca aún más la necesidad de una visión estratégica para realizar un conjunto común de prioridades comunitarias, resumidas en la estrategia para el crecimiento y el empleo puesta en marcha por la Unión Europea en 2005. En realidad la política de cohesión será el principal instrumento comunitario para modernizar la economía de la Unión europea durante los próximos años.

 

Periodo 2007-2013

Con un presupuesto de 347.000 millones de euros para el período 2007-2013, los programas de la política de cohesión representa la fuente más importantes de apoyo financiero a nivel comunitario para invertir en pos del crecimiento y el empleo, y está diseñada para permitir que todas las regiones puedan competir de manera eficaz en el mercado interno, aunque ya se está empezando a debatir sobre cómo deberá ser la política de cohesión después de tal período, es decir, a partir de 2013.

En dicho debate se invitaba a participar a los representantes de los Estados miembros, las regiones y las ciudades, a los parlamentarios europeos, a los miembros del comité de las Regiones de la unión Europea y del Comité Económico y Social Europeo, y a todos los ciudadanos interesados. Esta reflexión es crucial ya que se inscribe en el marco de un debate más amplio sobre el presupuesto europeo y las futuras prioridades de la Unión.

Las autoridades nacionales se basan en estas directrices para elaborar sus prioridades y planes estratégicos nacionales para 2007-2013. La Autoridad española responsable de la política de cohesión para el período 2007-2013 es la Dirección General de Fondos Comunitarios del Ministerio de Economía y Hacienda.

La dotación presupuestaria asignada a España en el marco de la Política de Cohesión 2007-2013 asciende a un total de 35 217 millones de euros, que se desglosan de la siguiente manera: 26 180 millones de euros en el marco del objetivo de “Convergencia”, 8 477 millones para el objetivo de “Competitividad Regional y Empleo” y 559 millones para el objetivo de “Cooperación Territorial Europea”


Objetivos de la Política de Cohesión

pol cohesion2

Según las directrices, y de acuerdo con la estrategia de Lisboa, los programas cofinanciados por la política de cohesión deberán contemplar específicamente los recursos hacia las 3 siguientes prioridades:

1. Mejorar el poder de atracción de los Estados miembros, de las regiones y ciudades mejorando la accesibilidad, garantizando una calidad y un nivel de servicios adecuados y preservando su potencial medioambiental.

2. Fomentar la innovación, el espíritu empresarial y el crecimiento de la economía del conocimiento favoreciendo la investigación y la innovación, incluidas las nuevas tecnologías de la información y la comunicación.

3. Crear más empleos y de mejor calidad atrayendo un mayor número de personas al mercado laboral o hacia la creación de empresas, mejorando la capacidad de adaptación de los trabajadores y empresas y aumentado la inversión en capital humano.

Las directrices pretenden realizar un equilibrio entre el doble objetivo del orden del día para el crecimiento y el empleo y la cohesión territorial. Así, se reconoce la imposibilidad de adoptar un único enfoque para los nuevos programas.

 

Agenda

Noticias